Judi Dench ya no puede leer los guiones ni ver a las personas frente a ella

Judi Dench, una de las intérpretes más entrañables del cine y teatro británico, sigue al pie del cañón a sus 86 años, tras haber debutado en el cine hace medio siglo. Ni la edad ni sus achaques le impidieron contornearse y cantar en la adaptación de Cats al cine, hace un año y meses.

Pero el problema que sufre en su vista le ha traído consecuencias, como que ya no puede leer los guiones.

La actriz, nominada en siete ocasiones a los Premios Oscar, lleva años recibiendo tratamiento para una enfermedad visual degenerativa que le impide leer los guiones, no contempla abandonar su carrera, tal y como manifestó en un acto benéfico de la organización Vision Foundation, en la que ha comparecido junto a sus compañeros de profesión Stephen Fry y Hayley Mills.

Judi Dench, junto a Daniel Craig, james BIond, en «Operación Skyfall». FOTO: ARCHIVO CLARIN

«He tenido que hallar otra forma de aprender líneas y diálogos: grandes amigos míos me las repiten una y otra vez, así que tengo que aprender mediante la repetición y solo espero que la gente no se de cuenta de ello si todas las líneas son absolutamente desesperantes», reconoció Judi Dench sobre cómo su ceguera le provoca una dificultad añadida a su profesión, imposibilitando que lea los guiones de las películas en las que trabaja.

Sin embargo, su enfermedad degenerativa le ayuda a conocer mejor a las personas con las que comparte escenas. «Durante la cuarentena, rodé una película y me dirigí a personas que llevaban mascarillas durante los ensayos, nada que ver con ninguna escena en la que estoy. Es algo exquisito si puedes hacer eso y ese es el lado bueno de todo esto, y tienes que mirar lo bueno», aseguró Dench.

Judi Dench en "Cats", la pobre adaptación al cine del musical. FOTO: ARCHIVO CLARIN.

Judi Dench en «Cats», la pobre adaptación al cine del musical. FOTO: ARCHIVO CLARIN.

Su trayectoria es impecable: como buena dama shakespeareana, en teatro fue Ofelia en Hamlet, Julieta en Romeo y Julieta y Lady Macbeth en Macbeth.

Ya hace unos años, en un entrevista, Dench había contado que la enfermedad relacionada con la edad, llamada degeneración macular, le ha causado la pérdida de parte de la visión y que le impide leer guiones de cine o ver a las personas sentadas frente a ella.

Ahora ha querido acallar las voces que informaban sobre su ceguera: «En respuesta a los numerosos rumores y artículos en los medios de comunicación sobre mi enfermedad no quiero que esto se exagere», afirmó la actriz por entonces, en un comunicado enviado a la agencia Reuters.

Junto a Gwyneth Paltrow, con sus Oscars por  mejor actriz y mejor actriz de reparto por "Shakespeare apasionado", en marzo de 1999. FOTO: AFP

Junto a Gwyneth Paltrow, con sus Oscars por mejor actriz y mejor actriz de reparto por «Shakespeare apasionado», en marzo de 1999. FOTO: AFP

Su anuncio conllevó especulaciones generalizadas en los medios de comunicación sobre la intérprete, que ganó un Oscar a la mejor actriz de reparto por su encarnación de la reina Isabel I en Shakespeare apasionado en 1998, y que interpretó M, la superjefa de los espías en varias películas de James Bond.

A pesar de sus problemas de visión, los fans de Dench no deben preocuparse: ha declarado que no tiene pensado retirarse.

«Este tipo de enfermedad afecta a miles y miles de personas en todo el mundo que tienen que enfrentarse a ello. Es algo con lo que tengo que aprender a lidiar y a lo que me tengo que adaptar pero no conlleva ceguera», aseguraba Dench en el comunicado.

Según el Servicio de Salud Británico (NHS), casi un tercio de los británicos mayores de 75 años sufre degeneración ocular. Una enfermedad indolora que reduce la visión central y mantiene intacta la visión periférica.

Por "Escándalo", junto a Cate Blanchett  (también candidata por ese filme), obtuvo una de sus siete nominaciones al Oscar. FOTO: ARCHIVO CLARIN

Por «Escándalo», junto a Cate Blanchett (también candidata por ese filme), obtuvo una de sus siete nominaciones al Oscar. FOTO: ARCHIVO CLARIN

Hay dos formas de la enfermedad: “seca”, que deja a las personas con la visión central borrosa, y “húmeda”, un tipo más grave que puede causar puntos sin visión.

Dench dijo al diario Daily Mirror que la enfermedad le había afectado a los dos ojos, aunque recibió tratamiento y esperaba evitar más daño.

“Tengo la degeneración húmeda en un ojo y seca en el otro y tuvieron que hacer esos injertos y creo que lo ha detenido. Eso espero”, dijo Dench citada por el diario.

“Ya no puedo leer guiones por el problema con mis ojos. Alguien viene y me los lee, como si me contaran una historia”, añadió.

POS


Source link